Ads
Twitter
Facebook

Silla de montar de Pancho Villa fue subastada en 850,000 dólares

silla-de-montar-pancho-villaLa admiración sobrepasa fronteras y años definitivamente la gente quiere un objeto representativo que le recuerde a sus honorables guerreros de la revolución mexicana

Un dato curioso para todos los seguidores de la revolución mexicana o de los personajes como Pancho Villa  y Emiliano Zapata, después de toda la batalla y que los bandos lograron consumarse y agruparse cada quien con sus aliados, el polvo se disipo y los nombres más que se hicieron famosos en las peleas fueron Villa y Zapata, el pueblo los acogió como nuevos héroes contemporáneos aunque sus vidas fueron entregadas por la liberación del país, se siguen venerando sus hazañas y sus objetos personales han tomado una moda increíble en estos últimos años

Unas semanas antes de que el Centauro del Norte pereciera en batalla en 1923 unos artesanos locales que eran fervientes seguidores de Villa le ornamentaron una silla de montar especial para su encuentro con los batallones Estado Unidense, esta famosa y legendaria silla de montar estaba chapeada de plata.

Cuando Villa falleció la silla fue obtenida por un director de cine llamado Henry Howards que fue personalmente a la casa de la viuda de Francisco Villa después de su deceso para platicarle de una nueva película Hollywoodense que estaba en el horno y que la única intención era representar en pantalla lo que su esposo había representado para el pueblo mexicano en vida.

La silla de montar de Francisco Villa se vendio por una pequeña fortuna

Los materiales de la silla y su diseño ornamental no rebasaría los $100 dólares en valores materiales en su época, pero por ser propiedad del nuevo difunto centauro del Norte Pancho Villa la silla ya no es un objeto cualquiera, se convierte en un emblema de la liberación mexicana, cuando uno piensa que en esa misma silla de montar se paseaba Pancho Villa ordenando a su gente donde había que atacar o donde había que cabalgar para brindar ayuda al pueblo en necesidad, un verdadero Robin Hood mexicano

La silla fue exhibida en museos importantes como en Texas, Nuevo México, California, entre otros museos importantes del país y fue comprada finalmente por un señor de clase alta en el estado de Texas por la cantidad exorbitante de $850.000 USD alrededor de 1.000.000 de pesos mexicanos, así como la silla han sido muchos objetos de esta misma época que se han vendido por pequeñas fortunas.

Entradas Relacionadas:




Leave a Reply